Aldea Típica de José Franco

8.2

José Franco nació en 1920. Sus padres eran alfareros de profesión, fabricantes de las pequeñas cerámicas que los campesinos utilizaban, y que también el comenzó a fabricar y a vender en la puerta de su alfarería, en las fiestas populares y en las ferias. Hacia el año 1945, José Franco consideró la idea de construir, junto a su casa y su oficina de alfarero, en su tiempo libre,  un museo vivo de su tierra, como un gran belén, que reprodujese las costumbres y actividades de su infancia y aspectos de la vida campesina.

La mejor parte de este conjunto está formada por las escenas construidas en forma de belén, con figuritas de barro moldeadas por José Franco y que reproducen una aldea con casas que imitan las que había en los alrededores de Lisboa, a finales del siglo pasado. También refleja las actividades ejercidas en aquella época, como el trabajo de los campos, los aserraderos o los molinos; con figurantes habilidosamente movidos por agua. Están representadas también las actividades pesqueras, con la reproducción también a escala reducida, de la pequeña villa de pescadores de Ericeira, a 5 kilómetros de distancia.

Dentro del castillo que José Franco construyó para el disfrute de los más pequeños, existe otra aldea repleta de figuras, que representa actividades como la boda, el bautizo, la salida de la iglesia rural o el trabajo en el campo. El centro de este pequeño mundo de fantasía es la oficina de alfarero, donde José Franco fue moldeando, con barro de la región, las decenas de figuras de cerámica sacra y popular, representando al pastor, la pescadera, el molinero, el labrador, el barbero, la matanza del cerdo y todas las figuras típicas de la región.  

Comentários

Já pensou onde quer ir na próxima viagem?.
Encontre aqui o Alojamento ideal para si!